Nuestra hija está saliendo con un mormón

Wedding DressNUESTRA HIJA ESTÁ SALIENDO CON UN MORMÓN ¿Cuál es la mejor manera en la que un padre cristiano pueda enfrentar esta situación?

“Criamos a nuestros hijos en un hogar cristiano, pero nuestra hija de 18 años de edad está saliendo con un mormón que la convenció a comenzar a reunirse con misioneros mormones. Nos preocupa que ella esté pensando convertirse en mormona y necesitamos información acerca de cómo manejar esta situación de la mejor manera.”

NUESTRA RESPUESTA:

Con frecuencia recibimos preguntas de padres preocupados cuyos hijos o hijas están saliendo con un mormón. Lo que hace que esta situación sea más difícil que otras es el elemento emocional que la atracción física y la inseguridad del adolescente/joven adulto juega en la ecuación. Cuando se involucran las emociones como sucede en las relaciones románticas, es difícil para cualquiera el poder tomar decisiones objetivas. Por eso la Biblia advierte: “Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida.” —Proverbios 4:231.

Otro factor que contribuye a la complejidad de esta situación es la relación entre el adolescente/joven adulto y sus padres. Cuando los padres ven que sus hijos se están encaminando en una dirección que podría tener efectos devastadores, es fácil que el instinto protector paternal se empeñe con el deseo de “rescatar” al hijo, sin importar si este ya es un adulto y tiene la capacidad para tomar decisiones en la vida. Un joven adulto enfrentado con una actitud paternal autoritaria puede reaccionar con un rechazo desafiante hacia toda contribución paternal (común en hijos de carácter fuerte) o con una obediencia resentida en la cual tu hija puede aceptar verbalmente tus deseos, sin hacerlo de corazón. Ninguna de estas respuestas produce el efecto deseado que llevaría al hijo o hija a madurar en su capacidad para tomar decisiones.

Por lo tanto, recomendamos un enfoque que incorpore una actitud de respeto mutuo entre los padres y el joven adulto, con la meta de estimular y agudizar el pensamiento crítico del joven y su habilidad para tomar decisiones que ayudará a facilitar una respuesta positiva en el hijo adolescente/joven adulto. Este enfoque se resume en los pasos que se mencionan a continuación:

  1. Mantén una relación saludable con tu hija.
  2. Establece puntos de acuerdo y ten en cuenta sus objeciones.
  3. Discute las diferencias entre el mormonismo y el cristianismo.
  4. Discute acerca de las consecuencias del compromiso.
  5. Promueve una mentalidad abierta.

1. MANTÉN UNA RELACIÓN SALUDABLE CON TU HIJA.

Hemos visto que la fortaleza del lazo emocional entre el adolescente/joven adulto y sus padres tiene una relación significativa con respecto a qué tan receptivo sea el joven a las contribuciones de sus padres. Si tu hija se siente emocionalmente cercana a ti y está segura del respeto que tú tienes por sus decisiones como joven adulta, va a ser mucho más difícil para ella no tomar en cuenta tus puntos de vista cuando estén en contra a lo que le dice su novio mormón y sus amigos en el mormonismo. Sin embargo, si tu hija siente que no confías en su habilidad para hacer su vida y tomar sus propias decisiones, ella podría ver tu oposición a su relación romántica como un desafío a su autonomía y podría rebelarse aún más, reaccionando negativamente a todo lo que le sugieras.

Por eso, recomendamos que la mejor manera de acercarte a tu hija en esta situación es haciendo énfasis en que, aún cuando tienes algunas “preocupaciones” con respecto a su decisión de salir con este hombre mormón, siempre la amarás como hija tuya, sin importar lo que ella decida con respecto a esta relación. Hazle saber que reconoces que ella tiene “la edad suficiente” para tomar sus propias decisiones en la vida y que ella tendrá la  responsabilidad de aceptar las consecuencias perdurables de sus acciones. Después explícale que debido a que ustedes la aman, sienten la responsabilidad como padres de compartir las preocupaciones que tienen acerca de esta relación, pero que esto de ninguna manera refleja alguna intención de parte de ustedes por “dirigir” o “controlar” su vida.

En este momento, sería bueno preguntarle si ella estaría dispuesta a involucrarse en un diálogo abierto y honesto contigo acerca de sus razones de salir con este joven mormón y qué es lo que le interesa del mormonismo. Pídele un par de horas de su tiempo sin interrupciones, donde ustedes y ella puedan sentarse a conversar acerca de estos asuntos, sin la presencia de su novio ni de sus amigos mormones. Hazle saber que en esta reunión, tú deseas escuchar su posición en este asunto, no lo que su novio piensa, sino lo que ella piensa. Podrías decirle que esta es la razón por la que prefieres que su novio mormón no esté presente en esta reunión.

Hazle saber que tu deseo es que este sea un tiempo para comunicarse de manera honesta, donde ustedes y ella puedan discutir las implicancias de sus decisiones en un ambiente de respeto mutuo. Si ella concuerda en tener esta reunión, estarán bien encaminados hacia poder tener una conversación íntima con ella.

2. ESTABLECE PUNTOS DE ACUERDO Y TEN EN CUENTA SUS OBJECIONES.

Una buena manera de comenzar tu reunión con tu hija es preguntándole qué es lo que ella ve en este joven que captó su interés en él y en su religión. Escucha cuidadosamente cualquier duda que ella pudiera expresar con respecto a su propia fe y por qué siente que el mormonismo tiene las respuestas. Si se ha estado reuniendo con misioneros mormones por mucho tiempo, puede que esté muy impresionada con las actividades familiares y de los jóvenes del mormonismo y el énfasis que ellos ponen en “el matrimonio por el tiempo y la eternidad” en el cielo. Puede que ella tenga preguntas acerca de la distinción entre las personas de la Trinidad, los tres cielos mencionados en la Biblia, el bautismo por los muertos y la autoridad del sacerdocio mormón. Debido a la manera en que los misioneros SUD (mormones) tuercen las Escrituras Bíblicas para hacer que las falsas doctrinas del mormonismo parezcan verdaderas, necesitarás estar preparado para defender tu fe y explicar de manera precisa los versículos de la Escritura de los cuales el mormonismo abusa para apoyar sus doctrinas.  Los siguientes son unos cuantos recursos que recomendamos para ayudarte a estar preparado para responder a estas preguntas:

Después de haber sido persuadida a ver la falsedad de las creencias mormonas en los asuntos que ella haya sacado a relucir, quizás quieras preguntarle qué es lo que ella cree que la Palabra de Dios dice acerca del noviazgo o el matrimonio con alguien que no sea cristiano. Podrías presentarle los siguientes versículos con preguntas para ayudarla a ver lo que Dios tiene que decir acerca de este asunto:

DEUTERONOMIO 7:3-4: “Y no emparentarás con ellas; no darás tu hija a su hijo, ni tomarás a su hija para tu hijo. Porque desviará a tu hijo de en pos de mí, y servirán a dioses ajenos; y el furor de Jehová se encenderá sobre vosotros, y te destruirá pronto.”

2 CORINTIOS 6:14: “No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?”

PREGUNTAS PARA DISCUSIÓN: ¿Por qué Dios mandó a los israelitas a no “casarse” con la gente de las naciones que les rodeaban? ¿Cómo podría afectar tu habilidad para adorar y servir al Dios verdadero el casarse con alguien que tenga una perspectiva diferente de “Dios”? ¿Cómo podría afectar tu habilidad para enseñarles a tus hijos acerca de Dios? ¿Por qué Dios hace una advertencia en contra de “unirse en yugo desigual” con un incrédulo? ¿De qué manera tu intimidad y tu “comunión” serían comprometidas si tu pareja no fuera salva? ¿Te bendecirá Dios si pusieras a alguien por delante de tu relación con Él?

Una vez que hayas establecido los fundamentos comunes sobre lo que Dios dice acerca de un cristiano que mantiene un romance y se casa con un incrédulo, y ella esté de acuerdo con el hecho de que no debe poner a su novio mormón por delante de su relación con Dios, necesitarás estar preparado para responder un par de objeciones usuales que ella podría sacar a relucir.

OBJECIÓN #1: TU HIJA ESTÁ MANTENIENDO UN NOVIAZGO CON FINES EVANGELÍSTICOS:

Puede que tu hija diga algo como: “Sé que él no cree exactamente lo mismo que nosotros, pero está abierto a discutir acerca de religión y yo estoy tratando de ayudarle a ver la verdad de mi fe.” Unas cuantas preguntas como respuesta le ayudarán a poner esta idea en una perspectiva apropiada.

  • ¿Sabe él que tú lo ves como tu “proyecto espiritual”? ¿Cómo crees que te sentirías tú, si tu novio mormón te dijera que la única razón por la que sale contigo es para tratar de convertirte a su fe? Si esta es la base de tu relación, ¿con qué tipo de relación crees que terminarás?
  • ¿Tu novio investigaría tu fe si no estuviera saliendo contigo? Si fuera así, ¿estaría él dispuesto a reunirse con algún pastor u otro “hombre” que pueda alcanzarlo sin que su atracción física por ti interfiera en su interés? Si no, ¿pudiera ser que su motivo verdadero en mostrar interés sea sólo para ganar tu afecto?   
  • Si su motivo verdadero es ganar tu afecto y tienes éxito en lograr que él tome la decisión de abandonar el mormonismo y adoptar tu fe, ¿qué seguridad tendrías de que su compromiso es real y no sólo un intento superficial para impresionarte? 

OBJECIÓN #2: TU HIJA PIENSA QUE SU NOVIO MORMÓN ES CRISTIANO:

Aunque en la primera parte de tu conversación con tu hija, intentaste dirigir cualquier preocupación que tuviera acerca de su propia fe en comparación con el mormonismo, ella puede continuar afirmando que esas diferencias son insignificantes y que ella cree que su novio mormón es verdaderamente un “cristiano” porque él “cree en Jesucristo.” ¿Están preparados para explicarle el por qué la “creencia” de su novio SUD en “Jesucristo” no es igual a la creencia de ella?

El mormonismo utiliza terminología cristiana con significados completamente diferentes. Por fuera, suena como cristiano, pero bajo la máscara seudo-cristiana, es una doctrina y un estilo de vida completamente opuesto a la verdadera creencia cristiana. Una persona sin un buen entendimiento de las diferencias de terminología puede tener la impresión equivocada de que el mormonismo es otra denominación cristiana, pero nada podría estar más lejos de la verdad, como lo ilustra la siguiente tabla:

Término Cristiano

Significado Bíblico

Significado mormón

Dios El Espíritu Omnipresente y Todopoderoso que siempre ha existido como el Dios Eterno. Un “hombre” exaltado quien no siempre existió, sino que tuvo un “padre” antes de él y ganó la deidad a través de la obediencia.
Jesucristo Co-igual y co-eterno con el Padre. Se destaca sobre la creación como el Creador quien creó todas las cosas (incluyendo a Lucifer) y siempre ha existido con el Padre como el único y verdadero Dios Todopoderoso. Un segundo “dios” bajo el Padre. Él fue producido (creado) en los cielos por medio de un acto de procreación entre Dios el Padre y una de sus “esposas” eternas llamada “Madre Celestial.” Él es “hermano-espiritual” de Lucifer quien fue creado de la misma manera.
La Caída El acto de desobediencia de Adán y Eva al mandamiento de Dios de no comer del fruto prohibido en el Huerto de Edén. Este acto de “pecado” trajo “pecado” y “muerte” al mundo y como resultado, toda la creación cayó bajo la maldición de Dios. El acto heroico de Adán y Eva de la “transgresión” de uno de los mandamientos de Dios para poder obedecer el primer mandamiento de tener hijos. Este acto de “transgresión” no es un “pecado” y debe ser visto como un paso positivo hacia el obtener la “deidad.”
El Evangelio La fe en la muerte, sepultura y resurrección de Jesucristo da como resultado una salvación completa y vida eterna en el cielo con Dios. La fe en la expiación de Jesucristo en el Jardín de Getsemaní y en las obras personales para ser digno, obedeciendo todas las leyes de la iglesia mormona.
Gracia Favor o bondad inmerecida, no ganada, dadas a todo aquel que libremente acepta el pago sustituto de Cristo por el pecado, sin tomar en cuenta las obras de justicia. El poder habilitador que permite a los hombres obtener la vida eterna, dado únicamente después de haber realizado su “mejor esfuerzo” para obedecer las leyes y requerimientos mormones.
Nacer de Nuevo El acto del nacimiento espiritual por el cual el Espíritu Santo comienza a morar en un creyente, dado inmediatamente a ese creyente como resultado de una confianza y aceptación completa de Cristo. El acto de ser bautizado en la iglesia mormona y tener al Espíritu Santo conferido sobre un converso nuevo por alguien que declara tener la autoridad del sacerdocio mormón.
Salvación Vida eterna en el cielo con Dios, dado a aquellos que libremente aceptan a Cristo sin intentar lograr o merecer su favor. Inmortalidad dada a todos, sin tomar en cuenta la aceptación personal de Cristo. El punto máximo de la “vida eterna” consiste en merecer el mayor reino de los cielos a través de la obediencia a las leyes del evangelio mormón.

3. Discute las diferencias entre el mormonismo y el cristianismo.

Como ilustra el cuadro anterior, existen grandes diferencias entre el significado de los términos utilizados por los mormones y los cristianos. Debido a que el mormonismo utiliza terminología cristiana, puede que tu hija ha sido persuadida a pensar que las diferencias entre el mormonismo y el cristianismo son relativamente mínimas. Esto es especialmente cierto si tu hija está escuchando a los misioneros mormones quienes han sido entrenados en el arte de minimizar las diferencias para poder presentar el mormonismo al público como una rama más del cristianismo.

Si tu hija cree que no hay gran diferencia entre las dos religiones, este es el momento para preguntarle si estaría dispuesta a estudiar cuáles son las diferencias para poder “ayudarte” a entender por qué ella piensa que la doctrina mormona es compatible con la verdadera creencia cristiana. Las doctrinas mormonas significativas para discutir son las siguientes:

  1. La idea mormona de que Dios sea un “hombre exaltado” (Enseñanzas del Profeta José Smith, 1976, compilación de José Fielding Smith,pp. 427-428) comparada con la enseñanza bíblica de que Dios no es un hombre (Números 23:19; Oseas 11:9).
  2. La enseñanza mormona de que Dios el Padre (“Elohim” o “Dios” en el mormonismo) y Jesús (“Jehová” o “Señor” en el mormonismo) son dos “Dioses” separados (Guía para el estudio de las escrituras, p. 205) es opuesta a la enseñanza bíblica de que Dios el Padre y Jesús son uno y el mismo Dios (Deuteronomio 6:4; Isaías 44:6, 8).
  3. El Jesús mormón quien es un “hermano espiritual” de Lucifer (Principios del Evangelio, 1992ed., pp. 17-18) comparado con el Jesús de la Biblia quien nunca fue creado, pero que siempre ha existido como el único y verdadero Dios Todopoderoso (Hebreos 7:3; Juan 1:1; 20:28; Isaías 43:10).
  4. El “matrimonio del templo” mormón que supuestamente prepara a las parejas para ser exaltadas como dioses, para producir hijos espirituales en el cielo (Principios del Evangelio, 1992ed., p. 243) comparado con la enseñanza de Jesús de que no habrá “matrimonio” en el cielo (Mateo 22:28-30; Lucas 20:33-36).
  5. La enseñanza del Libro de Mormón de que la Biblia está corrompida (1 Nefi 13:26, 28) comparada con la afirmación de Jesús de que su Palabra nunca pasará (Mateo 24:35; 1 Pedro 1:24-25; Isaías 40:8) ¿Está diciendo el Libro de Mormón que Jesús es un mentiroso?

4. DISCUTE ACERCA DE LAS CONSECUENCIAS DEL COMPROMISO.

El mormonismo es más que una simple religión; es una cultura. Cuando alguien se casa con un mormón, se casa con un estilo de vida que está adaptado a las premisas falsas del mormonismo. Ya sea que tu hija elija volverse una mormona o no, si decide casarse con su novio mormón, su decisión afectará no tan sólo su vida personal, sino que también las vidas de todos aquellos que están a su alrededor. ¿Ella está preparada para las consecuencias del compromiso?

¿Se da cuenta tu hija de los efectos que su decisión de casarse con este joven mormón podría tener sobre sus hijos? Si ella decide no volverse una mormona, pero de todos modos se casa con este hombre mormón, ¿entiende ella lo que esto significará para sus hijos, al crecer con un padre mormón? ¿Con cuál fe se criarán ellos? ¿Será ella capaz de protegerlos de ser adoctrinados por las creencias falsas de los mormones? ¿Cómo manejará ella a un esposo que tal vez insistirá en que sus hijos lo acompañen a las reuniones en la iglesia SUD? ¿Permitirá él que sus hijos la acompañen a ella a su iglesia y les hable acerca de las diferencias entre las creencias cristianas y la doctrina mormona? ¿Él permitirá que ella tenga literatura “anti-mormona” en el hogar?

La meta de todo mormón digno es de casarse por “el tiempo y la eternidad” en el templo mormón. Ya que únicamente aquellos que tengan una recomendación válida del templo (otorgada por un obispo mormón en base a los méritos personales) pueden ingresar, a los familiares que no son mormones no se les permite asistir a estas bodas. Si tu hija decide hacerse mormona, ¿entiende ella que sus padres serán excluidos de asistir a su boda en el templo mormón?

La cultura del mormonismo no tan sólo interfiere de este modo con las relaciones básicas de la familia que no es mormona, sino que su sistema de “llamado” al servicio y los programas en la iglesia tienden a mantener a los mormones tan ocupados que tu hija descubrirá que su tiempo disponible para pasar con los miembros de su familia que no son mormones es muy limitado. ¿Tu hija está preparada para tener un contacto limitado con sus padres y hermanos que no son mormones?

5. PROMUEVE UNA MENTALIDAD ABIERTA.

Si después de tu discusión personal e individual con tu hija, ella permanece poco convencida de su decisión de salir con este joven mormón, podrías preguntarle si estaría dispuesta a considerar analizar las investigaciones de personas involucradas en el ministerio a los mormones y los testimonios de aquellos que han abandonado el mormonismo. Pregúntale a tu hija si considera que es sabio escuchar únicamente a sus amigos en el mormonismo sin investigar el “otro lado” del asunto. Proverbios 18:17 advierte que debemos escuchar ambos lados de un asunto antes de juzgar: “Justo parece el primero que aboga por su causa; Pero viene su adversario, y le descubre.”

Si ella está de acuerdo en escuchar el otro lado, podrías comenzar viendo películas que exponen aspectos del mormonismo que los mormones difícilmente pueden justificar. Puedes animar a tu hija a que invite a su novio para que les acompañe a ver y discutir estas películas. Esto puede servir para dos propósitos. 1) Las películas desafiarán la fe de su novio SUD y le dará la oportunidad de investigar un aspecto de esta religión que tal vez nunca antes había considerado. 2). Cuando tu hija vea que el mormonismo no tiene respuestas para los asuntos que han surgido en las películas, puede que ella reevalúe su decisión de reunirse con los misioneros mormones y salir con este hombre mormón. Recomendamos las siguientes películas para este propósito:

bullets La Biblia vs. el Libro de Mormón
bullets El ADN vs. el Libro de Mormón
bullets El libro de Abraham

En conjunto con ver las películas mencionadas, sería bueno que ella se reuniera con algún ex-mormón que viva en tu área quien podría compartirle su experiencia personal acerca del por qué dejó esta religión. Si no conoces a alguien cerca de tu área que esté disponible para reunirse con tu hija, nuestro equipo de ministerio de ex-mormones en Internet de Testigos por Jesús, puede ser un buen recurso para ti, ya que ellos comparten sus testimonios en nuestro sitio Web y además viven en varios lugares de los Estados Unidos, y puede que te ayuden con referencias. Otra opción sería contactar a los ministerios (en inglés) que se mencionan a continuación para obtener una referencia:

bullets CHRISTIAN MINISTRIES TO MORMONS (4witness.org)

1. Unless otherwise noted, all Scripture references are from the New American Standard Bible

 

Print Friendly, PDF & Email

This post is also available in: Inglés